Recuerdos de arena y sal

Por: Matteo Barbato

Recuerdo estar frente al mar
entre el son de las olas
y el vaivén de la conciencia,
en un territorio sin fronteras
hablando con su melodía sin verbo,
oyendo resonancias
que sobreviven a las distancias.

Recuerdo el sol desnudo caerse
y el mar de sombra vestirse
en un bucle de amor
que acariciaba mis pies
en un paseo de orilla y luna.

Recuerdo agradecido
los pensamientos escurridizos
que volaban con la brisa,
los abrazos abandonados al agua
y la transparencia de la calma,
aquella blanca espuma
que te cubría con sus huellas,
y la marca de tus pies
que la mano del mar borraba
junto a la orilla.

Recuerdo de aquellos días de amor,
tejidos y después desechos
como el olor del mar,
aquel cántico de aguas sedosas,
aquellas canciones de sentimientos y estrellas,
aquella espiral de cielo y marea
que suspiraba silenciosa.

Y hoy
vestido de agua y de recuerdos,
—como si me bañase en su literatura—,
entro en el abismo de una mirada sin idiomas,
en la biblioteca del corazón de las aguas,
llena de rincones y respuestas,
y vuelvo a recordar
como el mar me bautizó al amor
junto con la sal de su tierra.

Imagen de Pixabay

Imagen de Pixabay

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s