Los hombres heterosexuales las prefieren rubias, pero a las mujeres hetero y a los gais les gustan de dos en dos

Por: Rosa Blas Traisac

articulo3

No hay nada más rentable en una pantalla de cine o de televisión que poner una pareja de hombres que tengan que afrontar un conflicto o elaborar una misión. Pueden ser policías, ladrones, amigos, hermanos… La rentabilidad y efectividad de la pareja se dispara convirtiéndose en oro puro cuando está integrada por un hombre rubio y otro moreno. La historia es clara y reiterativa: empiezas interesada en uno de ellos pero, nos sabes cómo, acabas despertándote en los brazos del otro,  y sin darte cuenta,  te vuelves a encontrar con el primero, pero añoras al otro y vuelta a empezar. Es un vaivén dulce y pausado como un columpio en un parque: rubio, moreno, rubio, moreno, rubio, moreno… Uno de ellos suele establecerse o coquetear con el lado oscuro y el otro intenta salvarle, pero al final todo se  enreda y el que estaba en el lado oscuro regresa a la luz y el luminoso se oscurece de golpe.

articulo1

Sin duda, la pareja más tentadora,   civilizada y cosmopolita de este listado es la formada por Robert Reford y Paul Newam. Y el triángulo sexual más hermoso, natural y divertido de toda la historia del cine es el que se produce entre ellos y Katharine Roos en Dos hombres y un destino. Denvernuestra atrevida y trasgresora protagonista femenina, pone fin a la relación al darse cuenta que la decisión de sus dos amigos la lleva directamente al precipicio, literalmente van al precipicio, mientras ella desea probar otras posibilidades.  La película trunca todas las expectativas de originalidad de Thelma y Louise; porque argumentalmente parece casi un remake de esta películaPero volviendo a nuestra pareja, nos gusta constatar la falta de competitividad entre ellos, la ausencia de dudas sobre su virilidad, no juzgan a su compañera de  aventura: son un trío en igualdad de condiciones. No hay impostura ni prejuicio… Los demás  miembros del listado son, tal vez, más comunes y prosaicos, menos abiertos, menos felices y más tradicionales en la forma de gestionar su relación y la relación con las mujeres, pero, no lo olvidemos, son “casi” tan sexys como Robert y Paul.

articulo2

La  pareja más actual, la última del listado,  son los dos responsables de la DEA, Body Holbrook como Steve Murphy y Pedro Pascal como Javier Peña, en la captura de Pablo Escobar en  Narcos,  Netflix. Sin duda, la relación entre ellos y la forma de balancearse entre la legalidad y ilegalidad en la persecución de narcotraficante son un cebo perfecto para ver la serie.  La realidad colombiana es muy dura para todo el mundo, pero para las mujeres es irrespirable. En los diez capítulos de la primera temporada no aparece ninguna mujer que destaque profesionalmente  o tenga un profesión definida. Solo hay dos personajes femeninos que se acercan a la idea de mujer independiente: una presentadora de las noticias en la televisión colombiana, pero su identidad dramática queda un poco desdibujada por ser la hija de un expresidente del gobierno de Colombia,  y la mujer de Steve, DEA,  que tiene que abandonar el hospital donde trabajaba en EEUU para seguir a su marido en la misión policial; esta circunstancia la convierte en una mujer tradicional. Las demás son prostitutas, amantes o esposas pacientes.  Valoren la importancia del personaje de Denver, en Dos hombres y un destino, 1969, maestra de profesión que decide romper con sus compañeros porque quiere volver a su trabajo.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s